Galería de Imágenes

 


Celebración del primer mes de trabajo de MAS ALLA DE LA MIRADA, donde todos disfrutamos enormemente, se siguió trabajando en las grabaciones y se hizo el primer corto sobre las opiniones de los mayores sobre los jóvenes y los jóvenes sobre los mayores.
Aquí os dejamos una reflexión de uno de los participantes del proyecto.
 "Las personas adultas son, sobre todo, personas. Esta afirmación puede parecer estúpida pero no lo es. El hecho de asumir que los adultos que rodean a la juventud tienen como principal característica que son seres humanos, supone asimilar que tienen todas sus ventajas y todos sus inconvenientes."
Eso me ha hecho reflexionar y preguntarme...¿nos pasó eso a nosotros cuando llegamos a la residencia de ancianos a poner en marcha nuestro proyecto de "Más allá de la mirada"? es decir, ¿considerábamos que eran personas como nosotros o pobres personas solas?
No sé muy bien lo que pensamos al llegar, pero sí lo que pensamos hoy. Ellas son nuestras compañeras en un camino que estamos haciendo juntos, y nos han enseñado el valor de ser persona.
Me gustaría contar las grandes anécdotas sucedidas el día que celebramos el mes,(esto puede ilustrar un poco mi pensamiento) nada más llegar nos percatamos de algo que había sucedido sin darnos cuenta, el grupo había aumentado considerablemente ¿ y eso? le pregunte a Manoli la terapeuta de la residencia de mayores, y me respondió: " Es que hoy es miércoles y los miércoles se empieza a escuchar los susurros de todas diciendo que ya llegan, que ya están aquí  corre, corre" y eso atrae a las demás ancianas. Con todo y con eso nos dimos cuenta que eramos 8 jóvenes y 15 mayores, eso nos motivó más y ese día animamos como nunca lo hicimos. Nos encontramos como en familia, porque ellas nos hacían sentir así.
La siguiente anécdota fue que como conmemoración del mes que llevamos allí, traimos al grupo Almoraima, un grupo profesional de música, para que cantaran, lo que fue un éxito  ya que muchas de ellas se arrancaron a bailar con nosotros y se escuchaban las palmas de todos los asistentes al compás de una guitarra bien tañida y mejor tocada, acompañada de un palpitante sonido de caja y endulzada por el mejor coro de todos, la voz llena de vitalidad de los asistentes al concierto. En ese momento, todos éramos un grupo de amigos que bailábamos juntos.
Tras terminar el concierto pedían una segunda ronda, un segundo round, no querían que eso terminara, querían seguir sintiéndose como cuando ellos tenían nuestra edad.Querían seguir sintiéndose parte de nosotros y nosotros parte de ellas.
Para finalizar nos dieron sabios consejos, abalados por la edad y la experiencia, y algo me recorrió la columna cuando una de mis nuevas abuelitas se acercó a mi llorando y me dijo que lo que hacíamos no se pagaba con dinero, que cada vez que vamos le damos la vida y que por favor no nos olvidemos de ellas, eso acompañado con un beso de amor y de ternura propio de una abuela compungió mi corazón y la sesión terminó con el abrazo más tierno jamás recibido y por la sonrisa más sincera jamás mostrada.






Aquí el coordinador Miguel Angel con la voluntaria Ines sacandole una amplia sonrisa a Andrea










Tras acabar las sesiones se le hacen pequeños conciertos con guitarristas profesionales, malabaristas o le regalan manualidades como refuerzo positivo, por su gran trabajo.




Grupo de animadores y educadores del proyecto en  la residencia de mayores de Vitalia, tras una sesión, al acabar se nota la alegría que nos proporcionan.




Explicación de las sesiones por el coordinador,
y aclaración de dudas. 




Juegos, dinámicas, canciones 





Conversaciones informales para ver su día a día en la residencia





Grabaciones de radio, llenas de sentimientos, y nostalgia.





No solo ellas aprenden sino nosotros tambien con las habilidades que son capaces de revivir tras años.
Aqui el animador Jose Antonio.





Anita y Rafaela juntas aprenden, juntas disfrutan.




Preparación de las sesiones de radio, preparando lo que van a hablar cada una.





Grabando en el taller de Historias de vida.








2º Mes









"Una sonrisa vale más que mil palabras", algo que nunca debemos olvidar.






 







 Anita contándole a Carmen un poco como va a ir la sesión de hoy.







Jose animando con la dinámica de la tempestad, una de las técnicas de grupo favoritas en nuestras mayores.

Las risas y el buen ambiente inunda la sala en cada sesión.      








El grupo en pleno trabajo.




Miguel animando y conociendo mejor a las que se incorporan nuevas al proyecto. 

 


 Escuchando atentas al cuenta-cuentos y reflexionando sobre sus palabras. 
 


Charlas informales para ponernos al día de las cosas y para conocer más sobre sus gustos y preparar las sesiones conforme a estos.





Escuchando el blog y mirando los comentarios recibidos, algunas se emocionaron.


 Jose Carlos bailando en un baile muy simbólico.









 Jose y Antonio dos grandes amigos gracias al proyecto, aquí Jose conoce la vida de Antonio al detalle puesto que él le regaló sus memorias.









Bailes, risas, anécdotas, juegos, y sobre todo trabajo. 

3º Mes 



Fin de la primera parte del proyecto...
























Antes de nada nos gustaría destacar que esto no es un adiós sino un hasta pronto ya que tras haber terminado esta fase del proyecto nos hemos encariñado de tal forma que nos va a resultar difícil dejar de ir, por lo que en febrero se replanteará el proyecto para seguir adelante. Hoy es Navidad y como no podría ser de otra manera, todos los integrantes de MÁS ALLÁ DE LA MIRADA irán a felicitarles las fiestas como una sorpresa a nuestras mayores de Vitalia, y volver a ver las caras de ilusión y de alegría que nos hace tan grandes y pequeños al mismo tiempo. GRACIAS.
A continuación las fotos de esta última etapa.  




























Gracias a todos, gracias a ellas por ser tan  grandes, por esos besos, por esos consejos, por esa alegría.... me podría pasar así toda la tarde pero ellas ya saben cuanto las apreciamos. Hemos vivido momentos buenos, malos, duros, alegres, emocionantes... pero siempre hemos salido adelante.
Ahora, me gustaría dar las gracias a ese grupo de voluntarios y grandes profesionales que han trabajado en el proyecto.
José Antonio: el sensato, el cauto, el racional, la única persona que no ha faltado ningún día al proyecto, lloviera o hiciera cuarenta grados, cuando él se compromete llega hasta el final.
Inés: la creativa, la alegre, la ''manitas'' con su ternura y ganas de trabajar ha realizado prioritáriamente todos los talleres casi ella sola, coordinó así todas las manualidades, algo que todos hemos apreciado mucho.
Consuelo: hace honor a su apellido, puesto que se ha sabido acoplar a todas las circunstancias, y ha conectado con todas y todos, ella siempre estaba dispuesta para hacer cosas y trabajar para seguir adelante.
Nico: seguidor incondicional del proyecto, es la persona que estuvo al pie del cañón todo el tiempo y al final trabajó con nosotros, fue una incorporación genial en todos los sentidos, ya que en él convergían saber estar, dinamismo y fe en un mundo mejor.
Karim: es el joven que más se ha esforzado a la hora de poder asistir, ya que venía de muy lejos para compartir su tiempo con todas ellas y poder seguir el proyecto adelante. En él encontramos compromiso, y ganas de trabajar, su aportación ha sido de gran importancia en este proyecto.
Jose Carlos: en él podemos ver el espíritu de superación, de tirar para delante y arrasar con todas las adversidades, ha sido el encargado de todo lo relacionado con la literatura y la poesía.
Fernado: el joven con más cercanía a los mayores, se veía en su salsa cuando trabaja con ellas, ha alegrado a muchos y a muchas, y ha participado en todo, creativo y encargado del equipo técnico alegraba solo con su presencia.
Maite: de Maite no tengo palabras para expresar mi orgullo, ha sabido trabajar desde el primer momento en el que llegó, ha aportado siempre algo, ha luchado para que esto acabase bien. En ella encontramos un gran espíritu de bondad y de cariño hacia nuestras mayores, junto a Ines han amenizado todo el proyecto con los talleres de psicomotricidad, un especial gracias a Maite.
Muñoz: gracias a su arte intrinsico ha amenizado todas nuestras sesiones, dándole ese toque flamenco a todo los finales, gracias a él cada sesión tenía un final inolvidable, mente creativa y artista del grupo.
Ana: cariño en todos sus sentidos, amor por su trabajo y esfuerzo en todo momento, gracias Ana, ha aportado desde el primer momento ideas, y hasta el final ha estado presente en este proyecto.
Ninfa: participó en la primera fase del proyecto, pero lo tuvo que dejar por motivos ajenos a su voluntad, trabajaba bien con las mayores y con muchas ganas, desprendía felicidad y cariño.
Miguel Angel: el coordinador. No es bonito que el mismo se diga cosas, así que solo decir que me he esforzado en todo lo posible para que esto salga bien, y sólo decir que yo no soy nada sin mi grupo, por eso le quería dar este homenaje a cada uno, porque estoy orgulloso de decir que hemos dejado de ser cada uno un dedo y hemos pasado a ser un puño. Gracias y mil gracias por todo vuestro trabajo.
MAS ALLÁ DE LA MIRADA no sería nada sin vosotros.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada